Haydn Humel Prokofiev Sinfónica Navarra 08/03/2013

El espíritu clásico

Viernes, 8 de Marzo de 2013. Auditorio y Palacio de Congresos Baluarte de Pamplona. Manuel Blanco, trompeta. Orquesta Sinfónica de Navarra. Ernest Martínez-Izquierdo, director. Franz Joseph Haydn: Sinfonía número 22 en Mi bemol mayor, Hob. I número 22, (El filósofo), (1764). Johann Nepomuk Humel: Concierto para trompeta y orquesta en Mi mayor, (1804). Franz Joseph Haydn: Sinfonía número 49 en Fa menor, Hob. I número 49, (La Pasión), (1768). Sergei Prokofiev: Sinfonía número 1 en Re mayor, Op. 25, (Clásica), (1917). Concierto inscrito en la temporada de abono de la Orquesta Sinfónica de Navarra 2012-2013.

Los libros de Historia de la Música hablan de un estilo clásico al referirse a la música de la segunda mitad del siglo XVIII. Son obras en donde las proporciones formales estaban especialmente cuidadas, con una serie de reglas no escritas que prácticamente todos los compositores aceptaron, y en las que la elegancia y un finísimo sentido del humor son imprescindibles. Con frecuencia, hay diálogos entre las secciones orquestales y salidas armónicas inesperadas, que tienen que ser subrayadas especialmente en los movimientos rápidos. Fue Haydn uno de los principales impulsores de ese modelo, aunque en ninguna de las sinfonías escuchadas en este concierto se cumplen todas las convenciones habituales en la época. Con todo, el estilo Haydn, al igual que el estilo Humel o el estilo Beethoven, siempre ha de ser reconocible.
En este caso Ernest Martínez-Izquierdo, que en otros repertorios más modernos puede hacer en ocasiones muy buenas interpretaciones, no parece el director más afín a este estilo. Las dos obras del autor de Rohrau fueron claros ejemplos. La Sinfonía número 22 resultó demasiado grave en el primer movimiento, y sobre todo precipitada en los dos tiempos rápidos, en este caso segundo y cuarto. No es necesario poner en apuros a los instrumentistas, cuando el sentido del humor de esta música puede salir a flote más fácilmente con tiempos más moderados, sin perder la claridad de líneas que la escritura pide. La Sinfonía número 49 fue mejor realizada técnicamente, pero tampoco se libró de la prisa de los movimientos rápidos y la falta de atención al detalle en el lento inicial.
El Concierto para trompeta de Humel sí alcanzó un mayor interés. El responsable de ello fue el solista, Manuel Blanco, un trompetista técnicamente muy dotado que además frasea con mucho gusto y elegancia. Fue precisamente el segundo movimiento, el tiempo lento, lo más conseguido de una lectura por su parte muy musical y planteada con mucha atención a los detalles. El acompañamiento de Martínez-Izquierdo fue bueno. El éxito del solista fue grande y merecido, y Blanco obsequió al público con Oblibion de Piazola, en una lectura de gran intimismo y poesía.
La Sinfonía Clásica de Prokofiev cerró el concierto. Puede parecer que en una sinfonía tan deudora de los cánones clásicos como la Primera de Prokofiev, Martínez-Izquierdo tropezaría con los mismos problemas que en las obras de Haydn. Pero el lenguaje más corrosivo y despiadado del autor ruso parece motivarle más que la ironía menos directa del austríaco, y lo cierto es que el director catalán ofreció una interpretación muy digna de la obra. Sacó a la luz más detalles humorísticos; se permitió rubatear sin complejos en la Gavota; ofreció la afectada delicadeza que pide el tiempo lento… En conjunto, una versión interesante, adecuadamente premiada por el público.
Siendo como ha sido ésta una velada irregular, quedó al menos la sensación de volver con una cierta sonrisa a casa, después de una buena Primera de Prokofiev y de escuchar a un gran trompetista. Pero nuevamente se ve confirmada la falta de directores realmente capaces de hacer buenos Mozart o Haydn. Y es que el espíritu clásico no consiste sólo en correr lo más rápido posible.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Críticas DIARIO DE NAVARRA. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s