Pogostkina y Ashbury con la Sinfónica de Euskadi 15/01/2013

Promesa de gran director

Martes, 15 de Enero de 2013. Auditorio y Palacio de Congresos Baluarte de Pamplona. Alina Pogostkina, violín. Orquesta Sinfónica de Euskadi. Stefan Asbury, director. Gérard Pesson: Ravel en su alma, (2012, estreno absoluto). Alban Berg: Concierto para violín y orquesta, (A la memoria de un ángel), (1935). Ludwig van Beethoven: Sinfonía número 8 en Fa mayor, Op. 93, (1812). Concierto inscrito en la temporada de abono de la Orquesta Sinfónica de Euskadi 2012-2013.

Con frecuencia, los medios de comunicación destacan a tal o cual futuro astro de la batuta, de quien esperan una carrera fulgurante. La escasez de directores es tan grande que cualquier adición a la lista de “promesas” es bienvenida. Pero no todos ofrecen el mismo interés, y algunas figuras menos promocionadas pueden superar esos resultados, como demostró Stefan Asbury en el concierto que nos ocupa, que suponía su debut con la orquesta.
La primera obra del programa, el estreno de Ravel en su alma de Gérard Pesson, suponía un reto importante. La obra está basada en la figura de Ravel, de cuyas obras se introducen pequeños retazos, al comienzo relativamente reconocibles, que se disuelven poco a poco en una masa de sonidos, de color típicamente impresionista, que crean una atmósfera de gran tensión. Asbury supo dominar muy adecuadamente ese juego de colores, interpretando la obra con convicción y gran responsabilidad. Cierto que el final resultó quizá demasiado abrupto, pero la labor general fue excelente.
Es una gran noticia que la Orquesta Sinfónica de Euskadi haya decidido programar aquí el Concierto para violín de Alban Berg, para quien esto firma una de las grandes obras maestras de la primera mitad del siglo XX. Siendo una obra de inmensa complejidad técnica para todos donde domina la orquesta sobre el solista, la mayor dificultad de planteamiento para el director es saber compaginar sus aspectos más expresionistas y atormentados, con el lirismo romántico que rezuma toda la obra. Stefan Asbury realizó aquí un muy buen trabajo, en donde primó el intimismo y la belleza sonora sobre la desesperación. Destacó el cuidado exquisito en el manejo de los timbres orquestales, como pudo verse en la sonoridad organística de la cita del coral bachiano “Ich habe genug”. Sustituyendo al solista inicialmente previsto, Alina Pogostkina se mostró como una intérprete de gran musicalidad, que dialogó muy bien con la orquesta y tocó con fraseo exquisito y elegante, en plena sintonía con el concepto general. Lástima que la tímida reacción del público nos impidiera escuchar una propina.
Decía el mítico director de orquesta alemán Hans von Bülow a sus discípulos: “Aprendan a leer con fidelidad una sinfonía de Beethoven, y habrán encontrado la manera de interpretarla”. Ciertamente, Stefan Asbury es un ejemplo notable de ello. Sabiendo que la Octava es la sinfonía del ciclo beethoveniano que más nos retrotrae a Haydn, realizó una interpretación clásica de la obra, muy bien construida, llevada a tiempos rápidos pero no acelerados. Además, demostró manejar con destreza la gran cantidad de bromas que pueblan la obra, en especial el homenaje al inventor del metrónomo que hay en el segundo movimiento. Fuera de algunas precipitaciones en momentos puntuales del primer movimiento, fue una interpretación magnífica, casi al nivel del mejor Beethoven que hoy se pueda escuchar.
Es demasiado pronto para afirmar con exactitud la verdadera talla como director de Stefan Asbury, puesto que apenas le hemos escuchado unas pocas obras. Sin embargo, lo poco que le hemos podido oír parece sintomático de que podemos estar ante un director muy serio, que puede dar grandes alegrías en próximos años. Parafraseando lo que Mozart afirmó en su momento sobre Beethoven, es probable que Asbury llegue a hacer ruido en el mundo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Críticas DIARIO DE NAVARRA. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s